top of page

Síguenos en:

Historia Liberada



La Dirección Desconcentrada de Cultura (DDC) Cusco dio a conocer que se han descubierto evidencias de construcciones arquitectónicas de más de 3,000 años de antigüedad en la zona arqueológica de Marcavalle, Cusco. Las investigaciones se realizan mediante convenio de cooperación entre la Corte Superior de Justicia de Cusco y la entidad cultural. Entre los hallazgos destaca un muro de forma circular, construido con piedra y barro, de aproximadamente 7 metros de diámetro, correspondiente a la cultura Marcavalle, asentada en la zona sur de la ciudad de Cusco. Según Luz Marina Monroy, arqueóloga que dirige el proyecto de investigación, este recinto habría sido utilizado como vivienda y dentro de ella se habrían realizado actividades rituales por parte de los primeros habitantes que ocuparon el valle de Cusco, mucho tiempo antes que la civilización inca. Se descubrió también otro segmento de muro, de similares características, que correspondería a un taller y depósito, donde hay evidencias de varios pisos de ocupación sucesiva. En el interior de estas construcciones se ha descubierto gran cantidad de fragmentos de cerámica.

bottom of page